Curso escritura

La crítica

Buenos días Personas, el tema de hoy es delicado: la crítica.

La crítica

La crítica

Hoy toca ser positivo, de modo que os voy a hablar de la crítica, pero sólo de la buena y constructiva, esa que se hace desde el cariño y/o el respeto para tratar de ayudar al escritor a mejorar.

Antes de empezar, ¿Es necesaria la crítica? ¿Tan importante es la opinión de otro sobre nuestra obra? Respuesta corta, sí, mucho. Respuesta larga, sí, es esencial, el siglo XX está lleno de artistas autistas que no saben comunicarse y necesitan explicarte su obra para que la entiendas, y para mi el arte es una forma de expresión, si no trasmites lo que quieres transmitir, en la intensidad que pretendías o no trasmites nada en absoluto, no estás haciendo arte. Formas algo, pero no creas nada. Por eso es tan importante una crítica, porque de la misma forma que nadie ve los colores de la misma manera, nadie entiende y asimila las palabras igual. Y si bien hay tonos y matices, si se capta la intención, sabiendo la profundidad del sentimiento aunque no nos cale, estaremos expresandonos bien.

La crítica debe hacerse tanto por profesionales de la literatura como gente aficionada a ella. Los primeros pueden darnos una opinión sobre el texto, su forma, su estructura, los recursos literarios y si están bien empleados o no, así como alguna posible mejora gramatical del mismo.
Los segundos, que suelen constituir la mayor parte de nuestros lectores, nos dicen cómo han entendido nuestra obra, sí han entendido el tema y el mensaje, si les ha gustado, sí no, si la lectura se les hace amena o pesada.
Todos esos comentarios nos ayudan a la hora de hacer una última corrección al texto antes de lanzarlo al mundo.

Ahora bien, ¿Hasta que punto debemos hacer caso a otros y hasta que punto debemos mantener nuestra obra como nosotros queremos? Como siempre: en el equilibrio está la clave.
Ningún escritor es tan bueno como para hacer un texto que no necesite ninguna corrección, es algo normal, a veces las ideas se plasman al papel sin pasar por el filtro de la forma, todo se puede mejorar y retocar más tarde.
A veces una idea o concepto no es sencillo de explicar, sobretodo en fantasía, puesto que muchas cosas son fruto de la imaginación del autor y al no haber nada con que el lector pueda compararlo puede hacerse difícil su comprensión.
Haré aquí un inso personal: mi última novela empieza en un mundo mágico con gente que vive en un futuro tecnológico, por tanto tengo que meter cachivaches de ciencia-ficción y conjuros por doquier, establecer una relación entre ambos y sacarme palabras de la chistera para bautizar a todas esas cosas que no existen, y todo eso respetando la sonoridad castellana de mis neologismos.

Eso me lleva a preguntarme: ¿Entenderá la gente que es un rólomo si se lo describo? ¿Sabrá cuál es su uso y función? ¿Lo verá como un Smartwatch muy avanzado? Y que decir de la magia, ¿Es mejor o peor que la tecnología? ¿Porqué se sigue usando? Pues son todas esas cosas las que hacen que mi novela tenga que ser leída por otra persona, para ver si le he dejado escritos todos los elementos que necesita para poder comprender mi mundo.

Seguro que alguien se estará preguntando: ¿No es mejor evitar crear palabras si pretendes que te entiendan? Pues la respuesta es que no. Todo universo fantástico tiene palabras propias que le son únicas. ¿Sabéis lo que es el Quidditch? ¿Un pensadero? ¿El fuego valyrio?  Pues todos esos conceptos fueron en su momento introducidos por los autores de las obras a las que pertenecen.

Volviendo al tema de la crítica: como autores de nuestra obra somos los que tenemos que decidir como la enviamos a publicar, ya sea a través de una editorial o mediante la autopublicación, pero no estaría de más tener en cuenta la opinión de aquellos que han leído nuestro texto nos han dado su opinión sobre él, especialmente si una misma opinión es compartida por varias personas. En esos momentos un escritor debe saber aparcar su orgullo y aceptar la crítica, usándola para mejorar su creación literatura, sólo de esa manera conseguirá llegar lejos.

Bien, pues eso es todo por esta semana, el llunes volveré con otro tema para vosotros. Sed buenos

Un saludo.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *